Wrecking Ball

En el último trabajo discográfico del incombustible Bruce Springsteen, “Wrecking Ball” (Bola de demolición), el cantante de New Jersey denuncia las injusticias que la crisis económica ha causado al ciudadano de a pie e invita a rebelarse ante un sistema que golpea a los más débiles. La prestigiosa revista “Rolling Stone” apunta que es el álbum más desesperado, polémico, y musicalmente turbulento que ‘The Boss’ ha hecho nunca. “Se muestra enfadado y acusador hasta el punto de quedar exhausto”. Aunque el grito que lanza se centra en Estados Unidos, su mensaje traspasa fronteras. En unas recientes declaraciones durante la gira realizada en nuestro país dijo: “Lo tenéis duro, España está en una auténtica depresión”. De hecho, en las letras de sus canciones podemos vernos reflejados. Ahí va una muestra: “Los codiciosos ladrones que aparecieron/ Y devoraron la carne de todo lo que hallaron/ Cuyos crímenes han quedado ahora impunes/ Y recorren las calles como hombres libres/ Trajeron la muerte a nuestra ciudad, chicos (…)”.

Pero ante este negro panorama, también lanza un mensaje de esperanza: “Estamos vivos /Y aunque los cuerpos yacen abandonados aquí en la oscuridad/ Nuestras almas y espíritus renacen/Para portar el fuego y encender la chispa/ Para luchar hombro con hombro y corazón con corazón/Para resistir hombro con hombro y corazón con corazón (…)”.

‘The Boss’ nos dice “trae tu bola de demolición”, pero al mismo tiempo nos recuerda que “estamos vivos”. Aferrémonos a ello para transformar la realidad.

Leave a Reply